Integridad de la lunas y seguridad vial

971 43 09 54
Integridad de la lunas y seguridad vial

Muchos conductores tienen que cambiar la luna del coche en Mallorca por distintos motivos.  Se estima que durante el año 2011, el 10% de los vehículos de nuestro país sufrieron algún deterioro en sus cristales.

Evidentemente,  debido a que es el cristal más expuesto a recibir impactos frontales, el parabrisas es la luna más afectada. Por este mismo motivo, las lunas laterales serán menos susceptibles de resultar dañadas que el parabrisas, y a su vez  la luna trasera tendrá un riesgo menor que las laterales.

El buen estado y el correcto mantenimiento del pavimento de las de las carreteras resultan determinantes a la hora de minimizar la probabilidad de sufrir algún daño.  Se calcula que el 80% de los impactos que reciben los parabrisas son de la microgravilla presente en carreteras descuidadas.

No obstante, los factores climatológicos también pueden comprometer la integridad de las lunas. El frío de las heladas durante el invierno, el calor del sol durante el verano, y los contrastes de temperatura entre el interior y el exterior del vehículo por el uso de la calefacción o el aire acondicionado, implican un estrés térmico intenso para las lunas.

 Además, las lunas son elementos estructurales fundamentales para  cualquier vehículo. La seguridad de sus ocupantes dependerá en gran medida del adecuado comportamiento de estas piezas cuando son sometidas a determinadas circunstancias. Los ingenieros especializados en seguridad automovilística estiman que el parabrisas, y el resto de las lunas, conforman el 30% de la resistencia que posee la estructura del coche.

Por tanto, al cambiar la luna del coche en Mallorca, los conductores de la isla estaremos sustituyendo una pieza del vehículo que juega un papel fundamental para nuestra seguridad.

Confía en Lluperauto si tienes que sustituir las lunas de tu coche y deseas que se haga con todas las garantías